NARS X STEVEN KLEIN 'ONE SHOCKING MOMENT' PALETTE

jueves, diciembre 17, 2015

Paseaba yo tan tranquila el domingo pasado por las calles de mi ciudad cuando mi querido M. me cogió del brazo y me dijo "vamos a Sephora". Diez minutos más tarde, salía de la tienda con la "One Shocking Moment" bajo el brazo y una sonrisa de oreja a oreja #noviosqueteconocencomolapalmadesumano.


Cuando empezaron a pulular por internet las primeras imágenes de la colección de Steven Klein para Nars, me dije que sí, que de este año no pasaba sin hacerme con la paleta de rostro que ya se ha convertido en una habitual de sus colecciones, y que en este caso lo tenía TODO: cuatro coloretes, bronceador, iluminador y contorno.


Concretamente, la paleta consta del dúo de iluminador/contorno Paloma (3,5 gramos/unidad), del archiconocido bronceador Laguna (8,5 gramos) y de los coloretes Robotic, Blasphemy, Luster y Dolce Vita (3,5 gramos/unidad), siendo los dos primeros exclusivos de esta paleta y, los dos últimos, al igual que el resto de productos, parte de su línea permanente.

Aún no he tenido tiempo de probar todo a fondo, pero mis primeras impresiones han sido muy gratas y todos los productos me han parecido, en general, bien pigmentados, sedosos y nada polvorientos, muy en la línea de los coloretes de Nars que ya tenía.


El iluminador Paloma es un beige claro mate, muy suave al tacto, pero también el elemento más polvoriento de esta paleta, como se puede ver en los swatches (nada preocupante, though). Puede funcionar como iluminador en pieles claras, pero en tonos medios/oscuros lo veo difícil y creo que se vería demasiado artificial. Tengo pendiente probarlo como polvo iluminador en la zona de la ojera, pero como iluminador al uso (para lo alto de la mejilla, punta de la nariz, arco de cupido, etc.) prefiero productos con algo de brillo o sheen, por lo que creo que le sacaré más partido como sombra de ojos. Es muy similar a la sombra Brulée de Wet n Wild (y por tanto, me imagino, también a la de MAC del mismo nombre).

El polvo de contorno Paloma es un marrón-rosado mate, no demasiado frío ni grisáceo, que de nuevo opino que puede servir para contornear rostros de tez clara como el mío, pero no se adaptará tan bien a tonos más oscuros. Sin embargo, también puede servir de sombra o colorete. De hecho, es muy parecido al colorete Harmony de MAC, que uso a menudo como contorno y sombra.

El bronceador Laguna es un marrón cálido con shimmer dorado muy fino. Es un clásico que no necesita presentación y que, por lo que he visto y leído a lo largo de los años que lleva en el mercado, se adapta perfectamente a pieles claras y medias dependiendo de la intensidad con que se aplique.

NARS x Steven Klein One Shocking Moment Palette: Paloma Highlight, Paloma Contour and Laguna bronzer, swatched in natural light.
En cuanto a los coloretes, Robotic es un rosa frío con shimmer plateado no muy evidente; Blasphemy es un rosa-coral, más cálido con shimmer dorado; Luster es un naranja tostado con shimmer dorado bastante evidente y Dolce Vita es un color teja/rosado con shimmer dorado sutil, que le da un aspecto satinado. Hay variedad para distintos tonos de piel, todos son muy modulables y me han parecido de buena calidad.
NARS x Steven Klein One Shocking Moment Palette: Robotic, Blasphemy, Luster and Dolce Vita, swatched in natural light.
Pero la mayor sorpresa viene al echar cuentas, teniendo en cuenta el precio de la paleta (59 euros en Sephora) y los gramos que contiene, frente al precio de venta de cada producto individual y sus gramos correspondientes. Haciendo una simple regla de tres para cada uno de ellos, podemos ver que el valor total de la paleta es de *redoble de tambores*... ¡163,19 euros! ¿No está nada mal, verdad? Los Laguna, por ejemplo, vienen incluso en mayor cantidad que en su envase habitual (8,5 g vs. 8 g).

Además se puede conseguir aún a mejor precio, ya que estos días en Sephora está vigente una promoción muy jugosa por compras superiores a 60 euros, que consiste en un 20% de descuento directo y el regalo de un vale de 10 euros sin mínimo de compra para gastar en enero (¿alguien dijo Reyes?). Para llegar a los 60 euros elegí una mascarilla de la marca Sephora que cuesta unos 4 euros, de tal forma que la paleta y la mascarilla acabaron costando poco más de 50.

Precio aparte, el gran selling point de esta paleta reside en lo práctica y compacta que es, ya que contiene todo lo necesario para esculpir el rostro e incluso elaborar un look de ojos neutro.

Os recomiendo esta paleta si, como yo, no habíais probado ninguno de los productos que contiene o si buscáis una paleta de rostro completa y compacta, ideal para viajar o, por qué no, para lucir en el tocador, porque es preciosa.

¿Creéis que vale la pena? ¿Os habéis hecho con ella o habéis decidido pasar? ¿Os interesa algún otro set de esta colección?

¡Gracias por leerme!


You Might Also Like

1 comentarios

  1. Yo también la miro y la remiro, pero en mi caso dudo mucho que usara el contorno y bronceador porque son demasiado naranjas para mí.
    Estoy esperando a ver si sacan una paleta sólo de coloretes, porque sale muy bien de precio comparando lo qué cuesta la paleta con lo que vale la suma de las individuales.
    Un beso

    ResponderEliminar

Sígueme en Bloglovin'

Follow on Bloglovin

Subscribe